Nutrición

Toxicidad de la alcachofa

Efectos tóxicos de las alcachofas

¿Cuáles son los efectos tóxicos de las alcachofas? ¿Podemos encontrar cierta toxicidad en la alcachofa? Descubre cuándo no es aconsejable su consumo.

toxicidad-alcachofasLa alcachofa es un alimento sumamente saludable, que de hecho se convierte en una de las mejores opciones naturales a la hora de depurar nuestro organismo en general, y particularmente nuestro hígado.

De hecho, es útil especialmente en el tratamiento natural de una gran diversidad de trastornos o enfermedades hepáticas, como es el caso del hígado graso, intoxicaciones de hígado, hepatitis y cirrosis.

Entre sus beneficios más interesantes, podemos destacar que favorece la correcta función biliar, ayudando en la eliminación de las grasas que se acumulan en el hígado y además es un remedio tradicional útil a la hora de eliminar líquidos acumulados en el organismo.

También es un alimento recomendable para diabéticos al disminuir los niveles de azúcar en sangre, a la par que es capaz de reducir los niveles de presión arterial, colesterol y triglicéridos.

Una opción habitual a la hora de disfrutar de sus diferentes beneficios es preparando una sencilla infusión de alcachofa. También podemos encontrarla en el mercado en forma de cápsulas de alcachofa o extractos, o bien realizar deliciosas recetas con alcachofas enteras.

¿Cuál es la toxicidad de la alcachofa?

Las alcachofas son alimentos sanos y saludables, que desde un punto de vista tanto nutricional como medicinal o  terapéutico, aportan interesantísimos beneficios y propiedades.

No obstante, a pesar de ser un alimento saludable y sobretodo seguro, no impide que también produzcan algunos efectos secundarios, y posean a su vez determinadas contraindicaciones.

En lo que se refiere a la toxicidad de la alcachofa, debemos tener en cuenta que su consumo no está aconsejado en caso de piedras (cálculos) tanto en la vesícula como en los riñones.

En caso de embarazo no se recomienda el consumo de preparados medicinales de alcachofa (por ejemplo, las cápsulas o extractos de alcachofa, que contienen sus principios activos en grandes cantidades).

En caso de lactancia materna se ha demostrado que disminuye la producción de leche, de forma que las madres lactantes deben evitar el consumo de alcachofa durante este periodo.

Imagen | adactio

Previous ArticleNext Article