Fitoterapia, Plantas medicinales, Salud, Varios

Té verde con hierbabuena

te-verde-hierbabuena El té verde es una de las bebidas más consumidas del mundo, justamente después del agua. China, Japón, India… muchísimos son los países en los que, de manera habitual, se consume esta beneficiosa bebida, mientras que ahora Occidente está empezando también a valorar los beneficios del té verde.

En este sentido, no hay duda que el té verde se trata de un té sumamente característico, que cuenta con un sabor diferente a otros tipos de té, como es el caso –por ejemplo- del té rojo (muy popular a la hora de adelgazar).

Pero si existe otra bebida muy consumida, por ejemplo en Marruecos, y que además de contener té verde, se caracteriza por poseer un maravilloso aroma herbal, ese es el té verde con hierbabuena.

Cómo elaborar té verde con hierbabuena

Preparar té verde con hierbabuena es sumamente sencillo. Para ello, tan sólo necesitas una cucharada de té verde por taza de agua hirviendo, y dos hojitas de hierbabuena.

En lo que se refiere a su propia elaboración en sí, debes poner a hervir el agua, y justo en el momento en que comience a romper, añadir la cucharada de té verde. Dejar hirviendo dos minutos, para luego retirar del fuego y dejarlo reposar otro minuto más.

Si lo deseas, justo a la vez que añades el té verde puedes añadir las hojas de hierbabuena, aunque lo habitual es que se añada justo después, a la hora de servirlo.

Propiedades del té verde con hierbabuena

Como sabes, el té verde ayuda a rebajar los triglicéridos altos y el colesterol alto, es útil a la hora de depurar el hígado, ayuda a disminuir los niveles de azúcar en sangre, y es ideal para prevenir el cáncer, debido a los antioxidantes que contiene.

Por otra parte, entre las propiedades de la hierbabuena, destaca como reconstituyente, ayuda y mejora la digestión a la par que es estimulante y vermífuga, y es antiespasmódica, tónica y un excelente oxigenador celular.

Previous ArticleNext Article