Medicina alternativa, Nutrición, Remedios, Remedios naturales

Dieta de las curas de frutas

Beneficios curativos de las curas de frutas

Las curas de frutas son dietas naturales que permiten disfrutar de todos los beneficios curativos de las frutas, ayudando a mejorar la salud y protegernos de infecciones y a prevenir enfermedades.

Las frutas son unos alimentos saludables indispensables dentro del seguimiento de una dieta sana, natural y equilibrada, junto con las verduras y hortalizas, gracias a que nos aportan todo un conjunto de beneficios, propiedades y nutrientes esenciales a nuestro organismo.

dieta curas de frutas

Además de ser fundamentales para la alimentación, también tienden a ser alimentos muy utilizados en la elaboración de remedios caseros, como es el caso de las denominadas como curas de frutas, unas dietas naturales realmente recomendadas en cada cambio de estación a la hora de fortalecer nuestras defensas, cuidar nuestra salud, y reforzar nuestro sistema inmunológico.

¿Qué son las curas de frutas?

Como su propio nombre indica, las curas de frutas consisten básicamente en el consumo continuado de frutas durante varios días o semanas.

Lo habitual de hecho es que este tipo de dietas sean erróneamente denominadas como monodietas, dado que no se basan en el consumo diario de un único alimento, sino que se sigue una cura (generalmente en ayunas o por la mañana) basada en el consumo de una fruta y que se completa con el resto de comidas diarias.

Eso sí, la particularidad de estas curas es que si bien es cierto que el primer día se consume una sola fruta, luego cada día se va aumentando a una pieza más hasta llegar a las 8 o 9, para luego ir disminuyendo a razón de una fruta por día.

¿Cómo es la dieta de curas de frutas?

Como te explicábamos en las líneas anteriores, este tipo de curas consisten en el consumo de una determinada fruta (por ejemplo, limón o naranja) en forma de zumo o jugo, mediante un tratamiento que tiende a durar unos 20 días, divididos de la forma siguiente:

1) Se exprime o se hace un zumo con una pieza de fruta, el primer día.

2) Desde el segundo día se va aumentando el número de esta pieza de fruta a razón de una fruta por día, así hasta llegar a las 8 o 9 piezas.

3) Finalmente se reduce el consumo a razón de una pieza menos por día, así hasta llegar a una única pieza de fruta.

En Natursan | Curas de frutas / Cura de limón / Cura de naranja

Imagen | eperales

Previous ArticleNext Article