Aceites

Cómo hacer aceite de lavanda natural

Receta de aceite de lavanda: descubre cómo hacerlo natural y fácilmente en casa. Un aceite ideal para dar masajes calmantes y para reducir los dolores de cabeza.

La lavanda es una planta tan popular como conocida, originaria de la cuenca mediterránea y conocida científicamente con el nombre de Lavandula Angustifolia, además de ser muy destacada no solo por sus propias cualidades terapéuticas y medicinales, sino por su belleza cuando florece.

Respecto a sus beneficios medicinales más interesantes, se trata de una planta ideal en caso de ansiedad, nerviosismo y estrés por sus cualidades calmantes, ayudando a su vez a conciliar el sueño (ideal por tanto en caso de insomnio).

Receta de aceite de lavanda

Por otra parte, es una planta aromática y estimulante, que ayuda a combatir tanto los cólicos como los trastornos digestivos que tengan un origen nervioso; además, ayuda en caso de gases y flatulencias.

Además de utilizarla medicinalmente en forma de infusión (puedes descubrir más sobre cómo elaborar la infusión de lavanda), también es posible hacer en casa un maravilloso aceite de lavanda. Te explicamos cómo.

Cómo hacer un aceite de lavanda natural en casa

¿Qué necesitas? Ingredientes

  • 1 puñado de flores frescas de lavanda
  • 1 l. de aceite de oliva

Pasos para preparar el aceite de lavanda

En realidad es sumamente sencillo:

  1. En un bote de cristal oscuro deja macerar al sol y durante 3 días el puñado de flores de lavanda junto con el aceite de oliva.
  2. Pasados estos 3 días el aceite de lavanda estará listo.

¿Para qué utilizar este aceite?

Puedes usarlo para aplicar masajes en las sienes, en caso de dolor de cabeza. También puedes usarlo simplemente como relajante a la hora de dar masajes.

Imagen | elminium

Previous ArticleNext Article