Medicina alternativa, Remedios naturales, Salud, Terapias naturales, Varios

Ayunar con infusiones

El ayuno con infusiones

infusiones-ayunoEl ayuno es una práctica que se lleva realizando desde hace muchísimos siglos en muchas partes del mundo. Por ejemplo, fue una práctica habitual entre los cristianos y judíos, y cada año lo practican millones de musulmanes durante el ramadán.

No obstante, lejos de ser una práctica religiosa, el ayuno ha pasado de convertirse en una opción puramente espiritual a ser una práctica útil a la hora de mejorar la salud, depurar el organismo y adelgazar.

Dado que durante el tiempo en que se ayuna no se consume ningún alimento, la persona debe estar mentalizada de que sobretodo durante el primer día la sensación de hambre puede ser ciertamente intensa.

Respecto al tiempo de ayuno, aunque el ayuno estricto durante hasta una semana puede ser muy beneficioso, no es en absoluto recomendable mantenerlo durante más días. En cualquier caso, recuerda siempre que antes de practicarlo debes consultar a tu médico, sobretodo si padeces alguna enfermedad, patología o trastorno.

El ayuno con ayuda de infusiones

Si bien es cierto que el ayuno, desde un punto de vista alimenticio, consiste en no consumir alimento durante el tiempo que se mantiene su práctica, es fundamental que la persona consuma la cantidad de agua que su organismo necesita diariamente.

Una buena opción, por ejemplo, es combinar ese consumo de agua con la toma de infusiones, las cuales pueden incluso acelerar el proceso de depuración natural de nuestro organismo, sobretodo si son infusiones depurativas. Eso sí, es fundamental que la persona siga el ayuno tomando zumos de frutas y caldos vegetales, dado que sólo tomar agua sería muy estricto e incluso peligroso.

Además, si tu objetivo además de depurar el cuerpo es adelgazar, puedes optar igualmente por infusiones con gran poder adelgazante.

Por todo, te proponemos a continuación un listado de algunas de las infusiones para ayunar ideales durante esta práctica:

Puedes tomar dos o tres infusiones al día escogiendo entre algunas de estas, o bien combinándolas. Eso sí, no olvides que no es bueno abusar de estas infusiones, ya que pueden tener efectos no deseamos o consecuencias puntuales en nuestra salud.

Imagen | bfishadow

Previous ArticleNext Article