Fitoterapia, Plantas medicinales, Remedios, Remedios naturales, Salud

Angélica: propiedades y beneficios

Propiedades de la angélica

La angélica aporta propiedades y beneficios medicinales realmente útiles en el tratamiento de tos y bronquitis relacionadas con gripes y resfriados. Descubre los beneficios de la angelica archangelica.

Propiedades angélicaLa angélica, perteneciente a la familia Umbelliferae, es una planta muy consumida en China (conoce más sobre las plantas chinas), donde es conocida con el nombre de Dang Gui.

Conocida científicamente con el nombre de angelica archangelica, es una hierba útil para el tratamiento de diferentes dolencias o trastornos relacionados directamente con las vías respiratorias, resfriados y gripes.

En lo que se refiere a las partes utilizadas de la planta, se utilizan principalmente tanto sus raíces como sus hojas, tallos y en algunas ocasiones sus semillas (en este caso, el uso de las semillas es exclusivo para confiterías).

Su recolección se realiza a principios de verano, para evitar que sus hojas se sequen.

Beneficios medicinales de la angélica

Aunque poco conocida para este tipo de remedios, la angélica se constituye como un elemento medicinal importante en casos de tos, bronquitis, fiebre, resfriados y gripe.

Es especialmente rica en aceites esenciales con virtudes carminativas, de forma que ayuda a cuidar nuestro estómago al aliviar los gases y los cólicos intestinales.

También actúa como estimulante del apetito, siendo aconsejado su utilización en casos de anorexia nerviosa.

Asimismo, para diagnóstico de cistitis, actúa como un destacado antiséptico urinario, ayudando a su vez a aliviar inflamaciones reumáticas.

Utilizado externamente, puede ayudar a tratar y reducir las inflamaciones en el pecho, sobretodo si es aplicado en forma de compresa.

Cómo preparar la infusión de angélica

Para preparar la infusión de angélica, solo necesitarás una cucharadita de hierba seca de angélica y una taza de agua.

Hierve el agua y en el momento en que entre a ebullición, añade la cucharadita de hierba seca de angélica. Deja hirviendo tres minutos, para finalmente apagar el fuego y dejar en reposo otros tres minutos. Cuela y bebe.

Previous ArticleNext Article