Aceites esenciales

Aceite esencial de abeto balsámico

Beneficios del aceite esencial de abeto balsámico, con información sobre sus diferentes propiedades medicinales, dosis recomendadas y datos sobre su toxicidad.

El abeto (conocido también con el nombre de abeto balsámico) es conocido por el nombre científico de abies balsamea, perteneciente a la familia Pinaceae y proveniente de América del Norte.

aceite esencial de abeto

Es un árbol que puede llegar a alcanzar los 20 metros de altura, con un tronco ahusado y una gran cantidad de ramas.

Lo cierto es que nos encontramos ante un árbol sobre el que existe cierta tradición popular, sobretodo porque es el conocido como árbol de la Navidad, especialmente en Canadá y en Estados Unidos.

Extracción del aceite esencial de abeto balsámico

No nos encontramos ante un aceite esencial entendido como tal puesto que no contiene ácido cinámico o ácido benzoico, tratándose originalmente de una oleorresina (mezcla de aceite esencial y resina).

Esta oleorresina se recolecta de las vesículas de la corteza del abeto balsámico, mientras que el aceite esencial es destilado al vapor junto con la oleorresina, o bien por la destilación al vapor de las agujas del abeto.

Principios activos del aceite esencial de abeto balsámico

Este aceite esencial es rico sobretodo en alcoholes, ésteres, felandrenos, pinenos y monoterpenos.

Beneficios del aceite esencial de abeto balsámico

Entre las propiedades del aceite esencial de abeto balsámico y sus usos en aromaterapia, es interesante sobretodo para los siguientes usos medicinales:

Sistema nervioso

Es útil como calmante, sedante y estimulante, capaz de elevar el ánimo y mejorar el humor de la persona. Por tanto, es útil en caso de estrés, depresión y tensión nerviosa.

Sistema respiratorio

Es adecuado en caso de bronquitis, asma, catarro, tos crónica e inflamación de garganta.

Puede ser un remedio casero útil para gripes, resfriados y catarros comunes.

Piel

Aplicado sobre la piel mediante cataplasmas o compresas ayuda en caso de heridas leves, quemaduras, cortes y también en caso de hemorroides.

Toxicidad del aceite esencial de abeto balsámico

Generalmente nos encontramos ante un aceite esencial no tóxico, ni actuando como irritante de la piel.

Dosis del aceite esencial de abeto balsámico

  • Vía oral: 3 a 5 gotas al día.
  • Piel: 1 gota localmente.

Imagen | esagor

Previous ArticleNext Article